Cómo utilizar Tarot Egipcio

Cómo utilizar el Tarot Egipcio

Toda baraja de Tarot, y principalmente cuando se trata de un mazo totalmente nuevo, debe ser consagrado, es decir prepararlo para los distintos trabajos, limpiarlo de malas energías y transmitir nuestra propia aura para que las cartas hablen por nosotros.

Muchas tarotistas profesionales dicen que el mejor día para dedicar o consagrar nuestra baraja de Tarot Egipcio es el día lunes. Porque es el momento en que la luna como astro está reinando. Además es el cuerpo celestial que marca la clarividencia y la intuición.

Ritual 

Para empezar la consagración debemos buscar un lugar tranquilo y libre de cualquier elemento que pudiera interrumpir nuestro ritual. Buscaremos una mesa de madera, colocaremos encima un mantel de preferencia blanco o lila, limpio y sin rastro de impurezas.

Después conseguiremos los próximos elementos, una varita de incienso, que representará el elemento aire. Una vela blanca que hará las veces del fuego, un plato con tierra y una copa de agua. Así se fusionarán los 4 elementos básicos de la vida y de todo ser humano.

La consagración

Mentalizamos la energía que deseamos transmitir al mazo de cartas y nos sentamos relajadamente entorno a la mesa, tomaremos la baraja y la giraremos por los cuatro elementos. Tres veces hacia la derecha. Después colocaremos las cartas sobre el centro de la mesa y trataremos de ser uno con nuestro mazo de Tarot.

Invocaremos entonces las energías positivas para limpiar nuestro espíritu y nuestras cartas. Al final las envolvemos en un paño o bolsa de tela blanca, lila, o el color que corresponda nuestro signo zodiacal.